Esta es GP1945: una pluma de la Segunda Guerra Mundial que puede con todo